Coches de hidrógeno: ¿Cómo funcionan y cuáles son sus características?

Imagínate arrancar tu coche, que no se produzca ningún ruido y que del tubo de escape salga vapor de agua. Aunque suene a ciencia ficción, estos vehículos ya existen: son los coches de hidrógeno, una opción limpia y más respetuosa con el medioambiente plagada de retos e incertidumbres.

¡Sigue leyendo para conocerlos mejor!

¿Cómo funcionan los coches de hidrógeno?

El funcionamiento de los coches de hidrógeno es muy similar al de los eléctricos, con la diferencia de que estos son capaces de producir su propia electricidad.

El depósito de estos nuevos coches se llena con hidrógeno que reacciona con el oxígeno de la atmósfera produciendo electricidad. Esta energía se almacena en la batería del vehículo, permitiendo el movimiento y emitiendo vapor de agua a través de su tubo de escape.

Coches de hidrógeno: ¿qué retos plantean?

Aunque el funcionamiento de los coches de hidrógeno no emiten gases de efecto invernadero que dañen la atmósfera y son respetuosos con el medio ambiente, la forma de producción actual de la mayor parte del hidrógeno no lo es, ya que proviene del gas natural y del carbón.

La crisis energética actual y el cambio climático han provocado que las principales economías del mundo estén tratando de reducir el consumo de estas fuentes de energía. Así, se opta por el hidrógeno verde, producido a partir de energías renovables. De esta manera se consigue que el coche de hidrógeno sea un medio de transporte ecológico desde el principio.

Este es uno de los grandes retos a los que se enfrenta este tipo de vehículos. La producción de hidrógeno verde actual es insuficiente para proveer de hidrógeno a todas las personas que tienen coche. Además, cabe destacar la baja presencia de hidrogeneras en el mundo. En España solo existen seis ahora mismo y ninguna de ellas es pública.

coche de hidrógeno

Anfac pide un impulso a esta tecnología

Anfac (Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones) considera necesario descarbonizar las carreteras españolas y, para ello, señala los coches de hidrógeno como una opción que se debe impulsar.

Para favorecer la compra de estos vehículos en España, Anfac ha diseñado un decálogo en el que establece las medidas necesarias para conseguirlo. Entre ellas destaca el incentivo a la compra de coches de hidrógeno y el desarrollo de una red de hidrogeneras suficiente.

En este sentido, el Gobierno prevé que en España habrá entre 5.000 y 7.500 vehículos de hidrógeno en 2030; además de entre 150 y 200 hidrogeneras.

Beneficios del coche de hidrógeno sobre el eléctrico

Como hemos dicho, el coche de hidrógeno funciona de una manera muy similar a los eléctricos que cada día están más presentes en nuestras carreteras. Sin embargo, presentan algunas diferencias:

  • Carga más rápida: Los coches de hidrógeno se cargan mucho más rápido que los eléctricos, con una duración de repostaje poco mayor que la de un coche de gasolina o gasoil.
  • Mayor autonomía: los coches de hidrógeno pueden circular durante más tiempo que los eléctricos sin repostar.
  • No tienen emisiones contaminantes: emiten vapor de agua, por lo que no dañan la atmósfera en absoluto.

Como contrapartida, encontramos los siguientes inconvenientes:

  • Un precio mayor: la tecnología que utilizan es aún muy cara.
  • Oferta escasa: son muy pocos los modelos que puedes encontrar en el mercado que utilizan esta tecnología.

Los coches de hidrógeno pueden ser una gran alternativa ecológica pero aún existen muchos interrogantes acerca de este nuevo modelo de transporte. ¿Crees que estos serán los coches del futuro?

¿Quieres saber más sobre técnicas de conducción eficiente, flotas, o IoT soluciones? Habla con uno de nuestros expertos e infórmate.

En Viasat Telematics podemos ayudarte en la gestión de tu flota. También puedes seguir visitando nuestro blog.

Contacta con nosotros 

COMPÁRTELO
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

ARTÍCULOS RELACCIONADOS